Radio Master 89.9 Mhz

Resistencia, AR
29°
Despejado
15h16h17h18h19h
30°C
30°C
29°C
28°C
25°C

La bola de Leliq ahora se llamará bola de Letras del Tesoro

Los mesadineristas a cargo del Banco Central y el Ministerio de Economía hacen enjuagues financieros cargando la cuenta de la deuda de la entidad monetaria al Tesoro. Tasa negativa para los ahorristas.

El Banco Central anunció que dejará de ofrecer Leliq y concentrará toda su deuda de corto plazo en pases pasivos. La tasa de interés que pagará la autoridad monetaria a los bancos por estos pases será del 100 por ciento. Las Leliq tenían un retorno del 133 por ciento. El Banco Central también anunció que habrá una tasa mínima para los plazos fijos del 110 por ciento y que las entidades financieras deberán seguir ofreciéndole a los ahorristas plazos fijos ajustados por inflación: plazos fijos UVA.

La novela de las retenciones al campo
La furia de los gobernadores con Milei: ¿qué le piden?
Durante la jornada, previo a conocerse los anuncios del Banco Central, hubo un desplome de los dólares financieros, que bajaron hasta casi 5 por ciento. El contado con liquidación terminó en 946 pesos, con un retroceso del 4,7 por ciento. El dólar blue, en contraste, marcó un aumento de 15 pesos y terminó en 958 pesos.

“Se toman medidas con el propósito de dar claridad y simplificar la señal de la tasa de política monetaria. A partir de mañana (por este martes), la tasa de interés de la política monetaria pasará a ser la tasa de los pases pasivos a un día de plazo, tasa que desde el 13 de diciembre fue establecida en 100 por ciento”, dijo la autoridad monetaria. La decisión tiene impacto en varios sentidos.

El primero es que se terminan las renovaciones de Leliq, una de las variables económicas que se metió de lleno en el debate económico en los últimos meses y que provocaba fuerte dudas sobre cómo iban a desarmarse.

La decisión finalmente parece dejar que los pasivos monetarios del Banco Central se vayan licuando con el paso de los meses, al tener tasas de interés más bajas que la inflación. Sólo a modo de referencia, se especula que en diciembre los precios suban por lo menos a un ritmo de entre 25 y 30 por ciento, cuando el rendimiento mensual de un pase será menor al 10 por ciento.

Uno de los interrogantes que se plantea en el mercado es qué pasara con los ahorristas, tanto particulares como empresas. Tendrán la posibilidad de colocar plazos fijos a tasas del 110 por ciento, pero si perciben que en el mediano plazo esas colocaciones se quedarán cortas respecto al avance de los precios una de las alternativas es que busquen cobertura en moneda extranjera.

Por el momento, el equipo económico no parece estar contemplando la posibilidad de una ola de compra de dólares bursátiles. “Con el fin de racionalizar su esquema de gestión de liquidez, se decidió dejar de realizar licitaciones de Leliq a futuro, pasando a ser las operaciones de pases pasivos su principal instrumento de absorción de excedentes monetarios”, detalló el organismo. Con esta medida, toda la deuda que estaba colocada a 28 días en Leliq ahora pasará a renovarse en forma casi diaria.

“Al centralizar sus operaciones en un solo instrumento, y al ser su tasa de política la única tasa de interés de referencia se busca hacer más clara la señal de política monetaria y fortalecer su transmisión al resto de las tasas de interés de la economía”, se mencionó.

Se aclaró que “se consideró prudente mantener una tasa de interés mínima para los depósitos a plazo fijo, que se decidió establecer en 110 por ciento nominal anual. Adicionalmente, se considera que resulta necesario que los bancos continúen ofreciendo al público depósitos a plazo fijo ajustables por UVA). Para otorgarle previsibilidad a la disponibilidad de los recursos, decidió eliminar la tasa mínima de precancelación de estos últimos”.

Si bien los bancos tendrían la posibilidad de colocar a 1 día pases con tasas del 100 por ciento, también podrían buscar colocar parte de esos fondos en deuda del Tesoro con plazos de vencimiento más largos, y una tasa mayor.

Este escenario parece ser una de las apuestas del anuncio, puesto que le permitiría al Palacio de Hacienda capturar recursos en nuevas colocaciones de deuda en moneda local (reemplazando el rol de la emisión para financiar parte de los gastos del sector público). No obstante, se aclaró que el Banco Central le dará a las entidades un seguro si deciden prestarle al Tesoro. “Para las operaciones de inyección de liquidez, se seguirá ejerciendo la posibilidad de realizar pases activos y ofrecer puts sobre instrumentos del Tesoro que sean considerados adecuados”, se planteó.

Fuente: Pagina 12

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en whatsapp
WhatsApp

Deja tu comentario

NUESTRO TWITTER

SUSCRIBITE

Ingresá tu email y recibí las últimas noticias